¿Qué es el hacking ético y por qué es esencial para la ciberseguridad?

¿Qué es el hacking ético y por qué es esencial para la ciberseguridad?

¿Qué es el hacking ético y por qué es esencial para la ciberseguridad?

En el mundo empresarial dominado por la tecnología en el que operamos, a las organizaciones les resulta cada vez más difícil proteger sus datos. Los ciberdelincuentes y piratas informáticos de todo el mundo pueden irrumpir en el sistema de una empresa y robar sus datos para causarles daños o extorsionarlos por dinero. A menudo, la única manera de combatir estas amenazas es utilizar sus propias armas contra ellas. Aquí es donde el hacking ético entra en la conversación, un concepto a menudo mal entendido pero crucial para garantizar la ciberseguridad. En este artículo explicamos qué es el hacking ético y 6 razones por las que debes implementarlo como medio para fortalecer tu organización.

¿Puede la piratería ser… ética?

Hackear es un término con el que la mayoría de nosotros estamos familiarizados. Se refiere al acto de utilizar medios ilícitos para comprometer dispositivos y redes digitales mediante acceso no autorizado. Suena siniestro, pero la piratería implica mucho más que intenciones maliciosas. De hecho, la piratería puede volverse ética cuando una empresa la inicia mediante la colaboración con un hacker ético. En otras palabras, una organización contrata a un profesional capacitado, también conocido como hacker de sombrero blanco, y le permite «entrar» en sus sistemas para identificar cualquier vulnerabilidad. Esto permite a las empresas descubrir sus debilidades de seguridad y abordarlas antes de que información valiosa caiga en manos de un pirata informático malintencionado.

Ahora que hemos aclarado que la intención y el permiso son lo que diferencia el hacking malicioso del ético, veamos algunas razones por las que un hacker ético es una incorporación necesaria a su empresa.

Seis razones por las que su empresa necesita un hacker ético

1. El ciberdelito va en aumento

Desde hace bastantes años, los individuos, las empresas y los gobiernos dependen cada vez más de Internet para operar. Desafortunadamente, los piratas informáticos han estado amenazando su paz, intentando explotar las debilidades de sus redes para su beneficio personal. La situación no ha hecho más que empeorar desde que, especialmente durante la pandemia, los delitos cibernéticos aumentaron hasta un 600%. Este número realmente preocupante debe ser su llamada de atención, ya que cada día nos volvemos más vulnerables a los ciberdelincuentes que pueden acceder fácilmente a nuestra información personal. Si no quieres que tu negocio se vea afectado, debes tomar medidas lo antes posible e invertir en ciberseguridad.

2. Identificar las debilidades antes de que puedan ser explotadas

El objetivo principal del hacking ético es descubrir vulnerabilidades en su sistema antes de que los hackers malintencionados tengan la oportunidad de hacerlo. Una forma en que los piratas informáticos éticos logran esto es imitando las acciones que realizaría un pirata informático de sombrero negro para obtener acceso no autorizado a su red, con la excepción de que tengan su permiso para hacerlo. Al investigar aplicaciones, redes y dispositivos, los piratas informáticos éticos pueden detectar agujeros de seguridad o errores técnicos que podrían poner en peligro a su empresa. Una vez identificadas, todas estas fallas en su ciberseguridad se pueden corregir antes de que alguien pueda explotarlas.

3. Proteger los datos confidenciales

Tu negocio no sólo maneja sus datos internos sino también información sensible de tus clientes y colaboradores. En una época en la que los datos se han convertido en un activo tan valioso, su protección debe ser la máxima prioridad de su organización. Cada vez que un nuevo cliente firma un contrato contigo y comparte su información personal, confía en que has tomado las medidas necesarias para salvaguardarla. El hacking ético le ayuda a lograrlo al rastrear todas las bases de datos y servicios en la nube donde se almacenan dichos datos y asegurarse de que no sean víctimas de intenciones maliciosas.

4. Fomentar la conciencia sobre la seguridad

A pesar de ser una incorporación esencial a su organización, un hacker ético no puede hacerlo todo por sí solo. A menudo, su ciberseguridad no sólo se ve amenazada por ataques externos, sino también por empleados desprevenidos que no los reconocen. Algunos correos electrónicos de phishing están lo suficientemente bien diseñados como para engañar a un empleado para que haga clic en URL maliciosas o comparta información confidencial. Los piratas informáticos éticos pueden ayudarle a inculcar una cultura de concienciación sobre la ciberseguridad entre sus empleados compartiendo con ellos algunos de sus valiosos conocimientos. Por ejemplo, un correo electrónico de phishing ético puede iniciar un taller sobre los peligros del phishing y cómo mantenerse a salvo de él.

5. Cumplir con las regulaciones y estándares

El elevado número de ciberataques ha instado a muchos gobiernos a implementar estrictas normas de ciberseguridad que se espera que todas las empresas cumplan. Aunque estas regulaciones no requieren que usted colabore ni contrate a un hacker ético, no hay duda de que su ayuda será invaluable. Su conocimiento único puede ayudarlo a cumplir con los estándares de la industria para evitar repercusiones legales y financieras. Al mismo tiempo, puede estar seguro de que su organización está a salvo de amenazas y ataques cibernéticos.

6. Gana la confianza del cliente

Las empresas están particularmente preocupadas por el cibercrimen, ya que sus repercusiones van más allá de las pérdidas financieras. Mantener en secreto la vulneración de sus sistemas es prácticamente imposible, lo que tiene como resultado un gran impacto en la reputación de su empresa. Si pone en peligro los datos de un cliente una vez, es seguro decir que no reanudará su colaboración con usted. Afortunadamente, el hacking ético respaldará su estrategia de ciberseguridad y protegerá su relación con su clientela. Les demostrará que usted es una organización responsable y comprometida con la protección de su información personal, fomentando así una relación de confianza y duradera.

Conclusión

A medida que el panorama digital se vuelve cada vez más peligroso, el hacking ético se ha convertido en una necesidad para las empresas que operan en línea. Esto se debe principalmente a la capacidad única de los piratas informáticos éticos de saber cómo operan y actúan los piratas informáticos maliciosos antes de que puedan dañar su negocio. Al utilizar estas medidas proactivas, pueden identificar vulnerabilidades, fortalecer su negocio y ayudarlo a cumplir con las normas, así como a ser más confiable y seguro para sus clientes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio